Mostrando entradas con la etiqueta Remedio rápido y efectivo para las hemorroides.. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Remedio rápido y efectivo para las hemorroides.. Mostrar todas las entradas

AUTOMASAJE PARA EL ESTREÑIMIENTO.


Aunque este es un blog se escribe sobre "remedios para hemorroides", este post va estar relacionado con estas pero de manera indirecta, voy a describir una técnica de masaje que se llama "Vaciado de colon". Una técnica de masaje manual que podemos realizarnos a nosotros mismos y que sirve para activar el movimiento peristáltico, favoreciendo la expulsión de las heces y evitando el estreñimiento.  Y aunque no lo parezca, el estreñimiento tiene más relación con las hemorroides de la que os podáis imaginar. 

El intestino grueso, lo que hace principalmente es absorber agua de bolo digerido, se han absorbido las vitaminas, minerales, hidratos, etc; y ahora falta recoger el agua para ir produciendo heces más compactas. Cuando llega al colon, se ha apelmazado gran cantidad de materia fecal que si no es expulsada va haciéndose cada vez más y más dura, y por tanto durante la expulsión puede producir una irritación o sangrado de la hemorroide (sin contar con el esfuerzo que hay que realiza). Por tanto, hay que beber mucha agua y tomar fibra para ayudar el paso.

Pero es interesante este masaje por otro motivo añadido: las heces que tardan en expulsarse, van formando tóxicos que hacen que la sangre, y por tanto los tejidos cercanos se intoxiquen y deterioren, favoreciendo la aparición de las hemorroides y su cura.

He pensado que es mejor subir el vídeo explicativo, como dicen "una imagen vale más que mil palabras".

ALIVIA LAS HEMORROIDES CON EL FRÍO.


Los efectos del frío sobre la piel son dos principalmente. 

Por una parte el frío es un vasocontrictor, hace que la circulación sanguínea se retire de la parte superficial de la piel y por tanto se desinflame la hemorroide o almorrana.  Si aplicamos frío en la zona de la hemorroide, notaremos un alivio al instante y sentiremos como se reduce la inflamación de la vena congestionada. No obstante hay que tener algo en cuenta. Si bien es cierto que el frío tiene un efecto vasoconstrictor, al cabo del tiempo (unos 10 minutos) puede producir el efecto contrario. Por tanto, el frío no deberá aplicarse más de 10 minutos.  Eso es lo que sucede cuando en un día muy frío se enrojecen las mejollas y la nariz. Nuestro cuerpo, con la intención de evitar daños en los tejidos que se enfrían en exceso, lleva una mayor cantidad de sangre caliente. 


Por otra parte, el frío tiene la capacidad de aliviar el dolor. En cierta manera el frío adormece la zona y produce, a través de la sedación de los nervios de la piel, un gran alivio..

Sabiendo este sencillo remedio para aliviar las hemorroides, únicamente nos falta por averiaguar cómo lo vamos a aplicar. Un remedio sencillo y económico de preparar. La forma más sencilla es utilizar agua fresca o fría. Siempre que se sienta dolor y sobre todo después de hacer las deposiciones.

También podemos utilizar baños de asiento, llenar con agua fresca un recipiente lo suficientemente grande como para introducir nuestras posaderas dentro de ellas. esta forma de aplicar el frío es más útil cuando las hemorroides son internas.


Si el dolor es muy fuerte, podemos pasarnos suavemente un cubito de hielo, el alivio será inmediato.

PALÁN PALÁN UN REMEDIO PARA LAS HEMORROIDES.

Imagen de http://www.comocurarlashemorroidesdeformanatural.com/

Estarás de acuerdo conmigo en que si sufres de hemorroides, quieres quitarte esa molestia que en ocasiones es tan dolorosa que no permite olvidarte de ella. Una forma para poder eliminar las hemorroides o almorranas y en poco tiempo es utilizando una planta llamada Palán Palán, Nicotiana glauca . Una planta que empiezan a utilizar las empresas farmacéuticas para preparar cremas antihemorroides dada la probada efectividad, tanto para hemorroides externas, internas o sangrantes.

Te puedes hacer con la planta en herboristerías, o incluida en productos hemorroidales, por ejemplo. Pero también puedes conseguirla de la madre naturaleza. Para ello, os dejo la descripción:

Arbusto o árbol pequeño, glabro con tallos ramificados de hasta 6 m. Las hojas son ovadas, elípticas u oblongas de color verde cenizo y flores alargadas y amarillas . Es una especie invasora que ya habita prácticamente todo el continente americano y parte de otros como Europa.

Si quieres la descripción completa te dejo el enlace de la Wikipedia.

Para curar las hemorroides, sólo utilizaremos las hojas de esta planta. Además tenemos que recordar que esta planta es tóxica y sino queremos tener un fuerte dolor de tripa, conviene que no la tomemos. 

Simplemente dejamos secar las hojas a y cuando lo estés ( a veces con un día es suficiente) podremos almacenarlas y utilizar solo lo que necesitemos. Para aplicarla sobre la hemorroide usaremos solo la cantidad necesaria y después de cortarlas y humedecidas con aceite, trituraremos las hojas hasta conseguir una textura similar a la de una pasta. 
Se añade directamente a la hemorroide. El ano debe limpiarse bien antes de aplicar la pasta.
Otra forma es hacer baños de asiento con un puñado de hojas de Palán Palán.

UN EJERCICIO PARA LAS HEMORROIDES.

Las hemorroides, ya sean internas o externas, aunque se sientan más a la hora de evacuar, tienen su origen en una mala circulación sanguínea en la zona. Cuando estamos mucho tiempo sentados, la presión que ejerce el asiento sobre las nalgas, impide la circulación sanguínea de forma fluida. También impedimos que la circulación sanguínea sea fluida cuando permanecemos mucho tiempo de pie parados. Cuando la sangre se queda en la hemorroide o almorrana, esta se inflama y es cuando produce el dolor, escozor y en algunos casos sangrado.

Existe un ejercicio que tiene su origen en el yoga, que nos ayuda a mover la circulación sanguínea de la zona. Es ideal para cuando sentimos las molestias típicas que producen.

EL EJERCICIO:

- Nos tumbamos hacia arriba con las piernas flexionadas y la planta de los pies en el suelo
- Los brazos deben ir estirados a lo largo del cuerpo.
3º- Hay do movimientos que deben ir acompañados de la respiración:
     3.1º -  Inspiramos y arqueamos la espalda baja, la zona lumbar.
     3.2º -  Espiramos y llevamos la zona lumbar hacia el suelo. Es importante que esté en contacto la mayor superficie de la espalda con el suelo.



Repetiremos este movimiento de forma dinámica pasando del paso 1 al 2 como en el dibujo y al ritmo de la respiración. En la bajada o aplanamiento de la zona lumbar para estar en contacto con la superficie del suelo, el movimiento debe ser poco a poco, vertebra a vertebra. Desde las dorsales bajando una a una hasta llegar al sacro. En breve notareis resultados.
Debes colocarte sobre una esterilla o toalla, evita que el suelo esté frío.

En Yoga existen muchos ejercicios que nos son útiles para reducir las hemorroides o almorranas. En general, se tratará de hacer ejercicios invertido, que son aquellos en que la cabeza se encuentra debajo de la pelvis. Algunos ejemplos son:

Uttanasana

Halasana

PREVIENE LAS HEMORROIDES.


Normalmente, no queremos prevenirnos de algo que no nos ha afectado. Pero cuando hemos sufrido las hemorroides, cuando hemos pasado una crisis de dolores o incomodidad, lo que queremos es que no vuelva a suceder nunca más... aunque este ímpetu dure unos pocos días. Pero si aplicamos unos simples consejos podremos hacer que aparezca menos veces o incluso nunca. Veamos:

Deja la actividad sedentaria e intenta mover la circulación sanguínea. Si estamos sentados o de pie mucho tiempo, impedimos que la circulación sanguínea fluya por la zona, y por tanto se produce la inflamación.

2º Cada vez que hagas deposiciones debes limpiarte bien con agua y terminar con agua fresca. Puedes utilizar toallitas con Aloe Vera. Y evita las toallitas perfumadas o el papel que no sea muuuy suave.

3º No retrases las deposiciones, si te esperas a ir al baño, el colon absorberá mayor cantidad de agua de las heces y estas serán más duras y más compactas. Por tanto dolerán más y provocarán la inflamación de la almorranas o hemorroides.

4º Añade agua a tus dietas. Sobre todo si está compuesta por muchas proteínas... con mucha carne por ejemplo.

5º También debes tomar frutas y verduras que contienen mucha fibra. La fibra es una sustancia que básicamente sirve como lubricante del bolo digestivo, no tiene ninguna capacidad nutritiva. No obstante, tomar fibra también requiere de mucha agua, que normalmente tienen las frutas y las verduras.

6º Si tienes que estar tumbada durante varios periodos de tiempo, porque estés embarazada, tengas algún problema o por la circunstancia que sea, es mejor tumbarse de lado sobre el izquierdo. Evitarás comprimir la vena principal.

7º Mantener un peso corporal adecuado, a mayor peso mas se dificulta la circulación sanguínea y aumenta la retención de líquidos, así como la acumulación de tóxicos.

8º No levantar pesos pesados ni hacer actividades físicas muy intensas.

9º Es conveniente utilizar cojines especiales si tienes que permanecer sentado durante varias horas.

REMEDIO NATURAL: LECHE Y CEBOLLA

Se dice que Cleopatra se bañaba en leche de burra y que gracias a esto conseguía mantener una piel joven y saludable. Parece ser que esto no deja de ser una leyenda, no obstante, las empresas de belleza sí han sabido extraer las propiedades de la leche para añadirlos a sus cremas y ungüentos para la piel.



Para tratar las hemorroides, sobre todo si son externas, podemos utilizar la leche (no es necesario que sea de burra) y la cebolla (que ya hemos utilizado en otro remedio).

Preparación:
Echamos en medio litro de leche 1 cebolla bien picada en trozos pequeños. Calentamos la mezcla a fuego lento y justo antes de que empiece a hervir, retiramos del fuego.

Uso:
Aunque este remedio lo he encontrado en internet aconsejando que se aplique de alguna forma el vapor que salga de la preparación sobre la hemorroide, esto en la práctica de bastante difícil. Por eso, para conseguir un mejor efecto, no limpiaremos la hemorroides con la mano o una gasa muy suave. La mezcla no debe estar caliente. Mejor tibia o un poco más fresca.

Las propiedades desinfectantes y astringente de la cebolla junto con la capacidad hidratante de la leche, nos ayudarán a recuperarnos de las molestas hemorroides o almorranas.
Además, la leche es un alimento que forma una película pegajosa, que en estos casos nos ayudará como lubricante si sufrimos de estreñimiento o heces duras y secas.

Agregar en un litro de leche cuatro cebollas grandes cortadas en pedacitos. calentar a fuego lento y cuando comience a salir vapor, con mucho cuidado, colocar la preparación en un lugar apropiado de forma que el vapor actúe sobre las hemorroides y alivie las molestias.

Hemorroides: los 7 pasos a seguir.

Tenemos hemorroides o almorranas que nos causan dolor y nos sangran, ¿qué podemos hacer?

Cuando hemos tenemos almorranas o hemorroides, es porque hay factores, como la alimentación o el modo de vida sedentario, que facilitan que aparezcan. Así que hay que tener en cuenta que si no se cambian estos dos factores, es muy posible que vuelvan a aparecer.

Veamos los 7 pasos a seguir.

  1. Lo primero que debemos hacer es tomar conciencia de la alimentación que tomamos y la vida que llevamos. 
  2. Empezaremos bebiendo más agua y utilizando un tratamiento casero de los que hemos visto (como el de Aloe o Llantén) remedios que ayudarán a cerrar la herida, evitando la infección y aliviará el dolor.
  3. También puedes echar mano de cremas antihemorroides que tengan analgésico y antiinflamatorio. Suelen funcionar y desinflaman la hemorroide aunque no curan la raíz del problema.
  4. Cada vez que se hagan deposiciones deben limpiarse con agua tibia y con jabón. 
  5. Revisaremos la dieta y cambiaremos las proteínas que hacen deposiciones secas y duras por alimentos con fibra. Verduras, vegetales, fruta, legumbres...
  6. Después de variar la alimentación, hay que eliminar totalmente alimentos que puedan irritar el colon: elimina los picantes, el alcohol y reduce la cantidad de café.
  7. Mueveté, si realizas ejercicio, una hora caminando la día, reduces y muchos las posibilidades de que vuelvan a aparecer. Y si en tu trabajo estas mucho tiempo sentado, levántate cada 1 hora y estira y camina un poco.


Lavanda o espliego para las hemorroides.

Para las fisuras anales o hemorroides para embarazadas o no, la lavanda puede ser un buen remedio que nos va a aliviar la irritación reduciendo la hinchazón. Pero no solo tiene propiedades antiinflamatorias, sedantes, o balsámicas que puedan aplicarse para la hinchazón; cuando las hemorroides sangran, la lavanda nos protege ya que tiene propiedades antisépticas, bactericidas y antimicrobiano.

Podemos aplicarlas de varias formas, en aceites, baños, etc. Veamos algunas:

1º- Tomar baños de asiento con frecuencia con agua tibia (quizá un poco fresca) a la que habrá añadido un puñado de sal o unas gotas de aceite de lavanda para desinflamar las hemorroides.

2º- Puedes hacer los baños pero habiendo preparado anteriormente un litro de agua con las hojas y flores de la lavanda. Una vez preparado lo mezclas con el agua del baño y ya está.

3º- Otra forma es mezclar 3 gotas de aceite de lavanda con 5 de aceite de oliva. Después de lavar bien la zona, aplica la mezcla de aceites con la mano y de forma suave.

Al ser un tratamiento natural y suave pero eficaz, puede prepararlo toda clase de personas, incluido embarazadas.

Plántago psyllium


La causa más común de las hemorroides es una dieta baja en fibra, lo que provoca estreñimiento y da lugar a heces pequeñas y duras que son difíciles de evacuar porque producen mucha irritación. Un remedio que es muy utilizado en países de clima mediterráneo:  añadir a nuestra dieta puede ser añadir semillas de Psyllium, que son ricas en fibra y favorece heces de fácil y suave evacuación.

Las semillas de Psyllium ayuda a prevenir las hemorroides y también hacer deposiciones menos doloroso.

Se pueden encontrar fácilmente en las tiendas de nutrición más hierbas.

  • Empiece a tomar una cucharadita de semillas de psyllium en un vaso de agua por la mañana, como parte de su desayuno matutino. Al final de la semana ya se tienen que sentir los efectos.


  • En la segunda semana añadir otro vaso con su almuerzo.


  • Poco a poco y durante la tercera semana, puede convertir en un hábito la toma de estas semillas hasta tres veces al día.


Al tomar los tres vasos de psyllium, las necesidades de fibra están cubierta y no requiere más alimentos con fibra si no lo desea.
Por otra parte, se aconseja beber bastante agua, para las hemorroides en sí pero también porque estas semillas absorben mucha. Piensa que para que la fibra cree heces grandes y suaves debe absorber más agua de lo normal.

Trucos y consejos para las hemorroides.

De nada nos sirve que utilicemos remedios caseros y naturales, o pomadas y otros tratamientos médicos y farmacéuticos para las hemorroides si no las cuidamos de manera habitual. Puede que algún remedio nos ayude a bajar la inflamación, tanto que parezca que ha desaparecido... pero no nos engañemos, hay que cuidarlas para evitar que vuelvan a aparecer.

Algunos consejos:
  • Tener bien limpia la zona anal. La higiene es muy importante ya que en el momento se produce el sangrado, si no está bien limpia, es más fácil que se produzca infección e inflamación de la hemorroide o almorrana. Los enemas o lavativas son una forma casera y natural de limpiarse el colon de manera efectiva.
  • El frio, limpiarse con agua fresca, incluso pasarse un hielo, si se puede ayuda a reducir la inflamación.
  • Nunca limpiarse con papel, es mejor con agua fría y un poco de jabón. El papel irrita la zona.
  • La dieta debe cambiar. La fibra es indispensable en la salud y evita el estreñimiento. Si constantemente tenemos estreñimiento  forzamos e irritamos la zona del ano. Más verdura y fruta.
  • Evita el sedentarismo. Si en el trabajo estamos sentados o de pie mucho tiempo, es más difícil que la circulación sanguínea fluya adecuadamente. Mejor caminar una hora mínimo al día o otro tipo de ejercicios, aunque al principio parezca los contrario, con el tiempo verás que viene muy bien.
  • Mantén la zona hidratada. Hay un muchas cremas y marcas comerciales para los daños de la hemorroides, todas ellas son muy hidratantes.
  • Bebe bastante agua, hasta 3 veces al día si tienes hemorroides o almorranas.
  • Si sangra mucho acuda al médico.


Rallado de patata para las hemorroides.

No es broma si digo que las patatas van bien para las hemorroides y almorranas. No, realmente la patata  es muy buena, el almidón que contiene produce un efecto emoliente. De hecho, se utiliza para mascarillas y cremas antiacné y se consiguen buenos resultados.
Además, las patatas tienen propiedades astringentes que pueden ayudar a reducir la hinchazón de las hemorroides y aliviar el dolor y la picazón.


Para aplicar la patata en los casos leves y graves de hemorroides y almorranas, se debe eliminar la piel y rallar una papa, coloca la pulpa en la zona afectada. Se puede dejar en el área por unos quince minutos antes de retirar y aclarado. Un consejo útil es poner en la nevera durante unos quince o veinte minutos antes de aplicar para enfriar la patata rallada . La papa fresca puede calmar la zona, así como ayudar a reducir la inflamación para aliviar el dolor y la picazón. Es uno de los remedios caseros y naturales más eficaces para las hemorroides.

Llantén menor.


Para las hemorroides y almorranas, este antiguo remedio casero y natural a base de una planta llamada Llantén te vendrá muy bien.

Ingredientes:

  • 40 gr de hojas frescas de llantén.
  • 100 gr de mantequilla.
  • 10 gr de hojas secas pulverizadas.


Preparación:
Extraer el jugo de un puñado de hojas frescas y limpias (40 gr). Mezclarlo con la mantequilla y las hojas de llantén pulverizadas. Mezclar hasta conseguir una pasta homogénea.

Uso:
Se pone un poco de esta pasta en un paño y se aplica de 3 a 4 veces al día en la parte afectada. Lo demás se guarda en un frasco.

Rusco, tratamiento para hemorroides.

El Rusco (Ruscus aculeatus) es una planta utilizada para el tratamiento de las hemorroides y várices, gracias a sus componentes que son vasoconstrictoras y antiinflamatorias. Se aplica en forma externa y se utiliza su rizoma, raíz y hojas. Es recomendado para tratar problemas de mala circulación sanguínea. En la medicina popular, se utiliza para aliviar los síntomas tales como hinchazón y la inflamación y fortalecer las paredes de los vasos sanguíneos .El compuesto activo de el Rusco es la escina, un componente que ayuda y favorece la circulación sanguínea. Además contiene gran cantidad de taninos, los glucósidos, la resina, el calcio y el potasio.

 El Rusco  puede ser tomado como un té o en cápsulas. También se puede aplicar externamente como una compresa. No se debe administrar durante el embarazo o lactancia. Sus bayas, consumidas por niños, provocan vómito, diarreas y convulsiones. 

Remedio para hemorroides internas.

Un enema o lavativa es una forma casera y natural de limpiarse el colon de manera efectiva. Además produce beneficios para todo el sistema digestivo, remueve toxinas, limpia el recto y lo desinfecta, facilita el tracto intestinal, descongestiona, parásitos, etc.

Para el tema de las hemorroides internas, podemos utilizar un enema de limón. El limón tiene múltiples propiedades: es refrescante, astringente, desinfectante y diurético.

Debes mezclar zumo de un limón con un vaso y medio de agua tibia. Esto quiere decir que de cada vaso de zumo de limón, deben haber dos más de agua tibia. Normalmente el enema se realiza con un recipiente de plástico con una cánula estrecha que debe introducirse. Un poco de jabón o crema hidratante ayudará a poder introducir la cánula  sin dañar más la hemorroides o almorranas.

Pimienta para hemorroides y almorranas.


Un remedio para las hemorroides y almorranas, que es natural y casero, es utilizar las propiedades de la pimienta y los beneficios que produce esta sobre la circulación sanguínea.

La pimienta, aparte de ser un condimento muy utilizado en la cocina, por su sabor y por su aroma, produce un efecto vasoconstrictor sobre las venas de nuestro cuerpo. Además limpia, desintoxica y facilita la circulación de sangre renovada.

Para curara las hemorroides puedes tomar la pimienta del siguiente modo:

Procedimiento:

- Mezclar granos de pimienta, sal, nata de la leche y jengibre.
- Beber el resultado al menos dos veces por día para ver resultados.

Por cierto, es indiferente utilizar un tipo de pimienta u otra (pimienta negra, blanca, verde o rosa), ya que en mayor o menor medida son todas beneficiosas.

Cremas y pomadas para las hemorroides y almorranas.

Las cremas y pomadas usadas para las hemorroides y almorranas y que tienen corticosteroides son de mucha ayudar si quieres disminuir el dolor y la hinchazón de estas. Además se pueden adquirir en farmacias y sin receta.

Hay otro tipo de crema para hemorroides y almorranas que contienen lidocaina (que también se venden sin receta). Estas pomadas alivian el dolor y y el picazón.

Otra cosa buena sobre estas cremas o pomadas antihemorroides es que suelen tener un aplicador que, aunque no es muy digno y decoroso, es de gran utilidad porque introduce el medicamento hasta hemorroides internas.

Estas cremas son realmente eficaces, de hecho algunas son utilizadas por la industria de la cosmética para rebajar las ojeras y bolsas, ya que tienen propiedades vasocontrictoras.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...